En todos estos lugares de la ciudad está el Pantone 2018: Ultra Violeta

Según Pantone, el 2018 es el año Ultra Violeta, pero parece que la Ciudad de México lo sabía hace mucho tiempo. Encontramos estos 9 lugares vestidos de 2018.

PANTONE 18-3838 Ultra Violet, como un robot con capacidad soñadora al que pusieron nombre y apellido, es como dieron a conocer el color 2018. Lo oficializó a fines del 2017 la autoridad en el tema, Pantone. Desde luego, como siempre ocurre aquí, la Ciudad de México está repleta del color del año como si lo hubiera anticipado –y hasta superado– hace años. Encontramos este ultra violeta en fachadas, calles enteras, comida, líneas del metro, monumentos y piedras de cada barrio de la ciudad. Pero el hecho de que el 2018 sea “el año ultra violeta” dice mucho más del mundo:

Desde que se inventaron los nombres de los colores y la idea de “cultura”, el violeta encarna la contracultura. Le da identidad al arte pop, a la irreverencia de los años sesenta y setenta y a artistas que no se conformaron sólo con el rojo o el azul por separado. También se asocia con lo espiritual, es un color introspectivo que permite, dicen, ir más profundo.

El Pantone Color Institute es como una estación meteorológica pero del color. No pronostica Cumulus nimbus para las próximas 24 horas, pero sí The Color of the Year para los próximos 12 meses.

Determinar el color de cada año se basa por una parte en el arte del coolhunting (que detecta tendencias y puede anticipar qué se usará los próximos 2-5 años) y por otra en la psicología del color y las decisiones (o “estrategias globales”) para encarrilar hacia el mismo lado a las mentes creativas. Así, además de darle nombre a las nuevas combinaciones, Pantone le da un marco de acción y un mensaje unificador a marcas y diseñadores.

Apenas empieza el año ultra violeta y, con sus luces y matices, el 18-3838 ya define incontables rincones de esta ciudad. Presentamos 10, pero según los expertos, la cifra promete exponenciarse.

1. La calle Violeta en la Colonia Guerrero

violeta

No se trata sólo de la nomenclatura, las fachadas, puertas y señalamiento urbano de la Calle Violeta están empantonados ad hoc ––hacen pensar por unas cuadras que si el huevo o la gallina.

.

2. Miles de Jacarandas en febrero

violeta

Miles de cuentas de Instagram llenarán de fotos este punto en breve. Pero este año agregan hashtag #UV

.

3. Artículo 123 y sus calles aledañas

violeta

En estas callecitas del centro de la ciudad hay varias tiendas de neones, lámparas leds y de luz negra Ultravioleta. Con generosa imaginación, el paisaje diurno recuerda un Vegas miniatura bastante descuidado pero al que se puede llegar en metro por $5 y todo tiene de auténtico.

.

4. Amatistas de Mineralia

violeta

Pueden no gustarle a cada quién las joyas, puede no creer el individuo en la magia de los cuarzos y los atributos protectores de las piedras preciosas y semipreciosas, pero no hay ojo que se resista a la belleza de esta vidriera en la Condesa.

.

5. Monumento a la Revolución

violeta

Si Lady Pantone se quedara suficiente tiempo presenciando este espectáculo de arcoíris, descubriría más de un momento para patentar. La iluminación azulcasimorado del monumento y los violetas de las aguas danzantes le hacen los honores a la página completa Ultra Violet de la nueva Guía de Color Pantone.

.

6. Medusas fosforescentes del Acuario Inbursa

violeta

Las hipnóticas medusas y minimedusas y ultraminimedusitas del acuario son la máxima atracción del recorrido. Entre el agua, la iluminación y sus formas de gelatina en movimiento, se recrea toda la gama de ultravioletas.

.

7. Línea 2 del Metrobus

violeta

La línea 2 del Metrobus une la delegación Miguel Hidalgo con Iztapalapa. Tacubaya, Antonio Maceo, Parque Lira, De la Salle, todas son estaciones violetas hasta Tepalcates. Ultra rápido y ultra agudo el chiflido que avisa cada estación.

.

8. Columnas del Cenart

violeta

El color del año es uno de los distintivos de toda la vida del arquitecto Legorreta. Quizá no el principal, pero sí el que rompe inmensos bloques de su inconfundible naranja furioso (parecido al Color of the Year 2012: Tangerine Tango).

.

9. Mural Ultra Violeta del Museo del Planetario Luis Enrique Erro

violeta

La colonia Lindavista guarda en un domo los secretos de la inmensidad del espacio. Un mural didáctico pero no por eso aburrido, lo rodea. Narra con contrastes de luces y morados la historia de la astronomía.