Pixza: una pizzería que contrata a jóvenes sin hogar y los prepara para otra vida

Pixza es uno de los proyectos más admirables que hay. La idea es que en 12 meses de trabajar allí, estos jóvenes tengan un profundo desarrollo profesional y un plan de vida.

Pixza solo contrata a jóvenes sin hogar en la Ciudad de México o en situaciones de abandono social. Es una pizzería –o más bien un proyecto de empoderamiento social disfrazado de pizzería– que hace las pizzas con maíz azul y puros ingredientes locales.

El fundador es Alejandro Souza y su idea surgió cuando vivía fuera de México y extrañaba todos los deliciosos antojitos mexicanos. Al mismo tiempo, Alex conoció a Joe, que había estado más de 20 años en situación de calle. Así nació Pixza y ha funcionado muy bien.

Pixza

pizza

Después de cada 5 pixzas que venden, automáticamente se hace una sexta pizza destinada a personas sin casa. Así, una vez a la semana entregan las pixzas a jóvenes en albergues y les ofrecen trabajo.

¿Cómo funciona Pixza?

Contratan a jóvenes de 17 a 27 años que cumplen con características de abandono social y situación de calle. Les ofrecen trabajo formal y un programa de empoderamiento social. Los chavos tienen 12 meses para convertirse en encargados de la sucursal, y en ese lapso tienen que cumplir con 3 objetivos.

  1. Desarrollar e implementar un plan de vida personal y profesional con ayuda de un coach.
  2. Se hace un desarrollo profundo de habilidades socioemocionales.
  3. Los ayudan a tener una vida independiente después de su tiempo en Pixza. Esto significa salir del albergue y entrar a su propio hogar. Para lograr esto, Pixza tiene un programa social de recaudación de fondos interno en donde hacen una dinámica increíble.

La dinámica consiste en crear y vender una nueva pixza (es decir, idear una pizza con ingredientes, etc) que destinan a la recaudación de fondos de la persona que comenzará su vida independiente. Además de eso, la persona hace una lista de cosas que necesita para amueblar su casa nueva. A través de medios y redes sociales, la comunidad de Pixza puede donar o regalar lo que sea que esté en la lista. Las personas que donaron reciben recompensas de parte de la persona que ayudaron, como ser sus chalanes por un día o darles un tour en sus barrios.

Pixza

Así es como se financia esa parte del proyecto. La idea es que en 12 meses estos jóvenes tengan un profundo desarrollo profesional y emocional además de un plan de vida. Cuando salen de Pixza, los encarrilan a una siguiente oportunidad laboral para que puedan seguir sosteniéndose y salir adelante.

La pizzería

Pixza tiene 4 sucursales, nosotros fuimos a la nueva que esta en el Centro Histórico y estuvo delicioso. Te puedes sentar en la barra mientras observas cómo preparan tu pixza, está muy a gusto para comer rápido o con pocas personas. Arriba hay mesas y pronto abrirá una pop-up store. Cuando terminas de comer le puedes escribir una notita a uno de los chavos de los albergues a los que les llegará una pizza gratis y una oferta de trabajo.

Pixzas

Pixza mexa

preparación

De pixzas, probamos la Ray, con flor de calabaza y huitlacoche, la Romántica, con cochinita pibil y cebollita morada, y la Guro, con cecina enchilada. Todas estaban riquísimas, súper crujientes y con el exquisito sabor de nuestra gastronomía mexicana. De tomar tienen aguas frescas, refrescos, chelas y mezcales y si te quedas con hambre también tienen pixzas dulces y helados.

Aquí puedes ver las sucursales.

.

Más en Local.mx

Angelo & Petrino’s: una nueva pizzería en Xochimilco con delicias napolitanas