Antiguo Palacio de la Inquisición / Museo de Medicina Mexicana

El quemadero de la capital novohispana se ubicó frente al templo de San Diego, en lo que fueron los límites de la Ciudad de México.

El Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición fue fundado en el último tercio del siglo XV, por los reyes católicos de España, para perseguir las herejías. En la Nueva España, tuvo su sede en este singular recinto, reconstruido por el arquitecto Pedro de Arrieta, Maestro Mayor de Obras y Arquitectura de la Inquisición. Al deteriorarse la casa que originalmente se asignó a los inquisidores, Arrieta decidió “hacer cosa notable su arquitectura” al “ochavar” la esquina y colocar en ella la entrada. El nuevo edificio barroco se  terminó de construir en 1736. En su juzgado, salas de audiencia y cárceles, se mantuvieron a los perseguidos por judaísmo, protestantismo, herejía, hechicería, desviaciones, e incluso rebelión.

Tras el fin del Tribunal del Santo Oficio en 1820, el inmueble tuvo diversos usos, hasta que se destinó a la Escuela de Medicina de la Universidad. Actualmente alberga al Museo de la Medicina Mexicana.

Si te interesa leer más sobre el Museo de Medicina dirígete aquí.

Si te interesa leer más sobre el Museo de la Tortura dirígete aquí.

Horario: lunes a domingo de 9 a 18 horas
Sitio web: http://pem.facmed.unam.mx/
Teléfono: 5623 3113
Entrada libre
Zona 1: El primer cuadro
Dirección: República de Brasil 33, esquina con República de Venezuela, Centro