Estos son los 7 puntos que propone la nueva Ley para la Regulación de la Marihuana

Hay nuevas noticias y muy generosas para quienes pensamos que la marihuana tiene un espectro de beneficios en temas de salud y política pública.

Hay nuevas noticias y muy generosas para quienes pensamos que la marihuana tiene un espectro de beneficios en temas de salud y política pública. El pasado 2 de noviembre, Olga Sánchez Cordero presentó, en nombre del Grupo Parlamentario de Morena, una iniciativa para expedir la Ley General para la Regulación y el Control del Cannabis, que regulará el uso de la marihuana con fines recreativos, comerciales, medicinales y científicos.

La iniciativa, que se planteaba desde hace un semestre, ya recibió el apoyo de Andrés Manuel López Obrador, de la bancada morenista y hasta de los legisladores del PAN y del PRD.

marihuana

Estos son los puntos que propone la nueva ley:

1. La producción de cannabis para uso personal no debe sobrepasar los 480 gramos por año. Esto será producto de un máximo de 20 plantas que deberán ser registradas en un padrón anónimo.  

2. Los ciudadanos podrán sembrar, cultivar, cosechar y transformar hasta 20 plantas de cannabis en floración, en propiedad privada.

3. El uso lúdico o recreativo y de consumo personal aplica para el estupefaciente cannabis sativa, indica y americana o marihuana, su resina, preparados y semillas, así como del psicotrópico tetrahidrocannabinol.

4. El ejercicio de dichos actos no requerirá autorización previa de la Secretaría de Salud. Queda prohibido su uso frente a menores de edad o en lugares públicos.

5. Quedan excluidos de la ley los actos de comercio, suministro u otro que se refiera a la venta, enajenación, distribución y/o transferencia de la marihuana.

6. Actualmente el Código Penal federal establece que la permisibilidad de portación personal de marihuana es de 5 gramos; se pretende subir a 30 gramos.

7. Todo aquel que comercie, distribuya, done, regale, venda y suministre cannabis para uso adulto a menores de edad será penado.

marihuana

Para monitorear la calidad de la marihuana, y prevenir su venta a menores de edad, se propone la creación de un Instituto Mexicano de Regulación y Control del Cannabis. Este organismo, dependiente de la Secretaría de Salud, se encargaría de supervisar la producción y distribución de la planta, así como de emitir las licencias para venderla.

Sánchez Cordero también dijo en conferencia de prensa que la promulgación de la nueva ley supone un lapso de 30 días para devolver la libertad a las personas que están detenidas por portación o consumo de marihuana.

En resumen, todo apunta a que con la despenalización de la marihuana nuestra sociedad no vería más esas “víctimas colaterales” de la venta ilícita de marihuana. Poner el mercado del cannabis en manos de la ciudadanía parece alejarlo de los cárteles y, en consecuencia, podría reducir la violencia que vivimos.

Sin embargo, quedan muchos detalles por afinar. El debate sobre las sanciones a aquellos que sobrepasen los límites de producción o de portación, o a aquellos que vendan a menores, apenas comienza. Por otro lado, falta ver cómo se va a desdoblar el tema de las licencias comerciales y quién tendrá el privilegio de vender en puntos clave. Algunos vislumbran un nuevo nicho empresarial, mientras que otros, más optimistas, contemplan cooperativas campesinas o pequeños productores locales.

Habrá, entonces, que permanecer atentos a las condiciones específicas bajo las cuales esta iniciativa de ley avanza a fines de este año y a comienzos del próximo.