La casa de Leonora Carrington, con todas las cosas como las dejó, es un museo

Después de la muerte de Leonora Carrington en 2011, la UAM conservó, además de sus obras, la casona en la que vivió durante 61 años, y ahora es un museo.

Después de la muerte de Leonora Carrington en 2011, la UAM conservó, además de sus obras, la casona en la que vivió durante 61 años, y ahora es un museo. Leonora vivía en la colonia Roma, exactamente en Chihuahua 194. Desde hace ocho años todo está en su lugar. Las especias de la cocina, las camas en los cuartos y las macetas del jardín, todo está relativamente como como las dejó la pintora.

La ciudad no es ajena a la obra de Leonora Carrington. Sus esculturas están –casi– ocultas en algunas avenidas de la ciudad. Y bajo el mismo principio de la discreción, su casa se parece a otras construcciones de la Roma, pero por dentro se parece a sus cuadros, y, desde luego, está repleta de sus cuadros. Aparte adentro hay un jardín con jacarandas enormes que ella misma plantó de muy joven.

La idea de convertirla en la Casa Museo Leonora Carrington surgió después del estreno del documental Territorio Leonoradirigido por Gibrán Bazán y financiado por la UAM. La casa es un escenario recurrente de la película, y lo que retrata es excéntrico y curioso que pensaron que valía la pena que más personas la conocieran. La UAM también reactivó el cuarto oscuro del esposo de Leonora, el fotógrafo Emérico “Chiqui” Weisz, quien no salía de allí más que para lo estrictamente necesario.

 

Más en Local.Mx

El MUNAL dedica su primera exposición del año al inventor querido y vulcanólogo Dr. Atl